Letra Pasadas Las Doce de Marto

Etiquetas:
Letra de canción
Español
Enviar a un amigo |


Otras canciones de Marto

Song Scroller

Visitar letra | Letras de canciones
 
Color de fondo


Color de la letra

Copia este código y pégalo en tu blog o web para mostrar el song-scroller de Album Cancion y Letra

Califica la calidad de esta letra
Espere un momento...
Puntaje: 4,50/5. Total votos: 8

Ya eran pasadas las doce.
La niña de catorce en una fiesta con su novio y empezaban los roces.
Caricias, besos, apapachos, en medio de puros borrachos.
La temperatura iba aumentando al igual que el deseo de la pareja de seguirse tocando.
Los padres fuera el fin de semana. La niña y su novio ya desnudos en la cama.
¿Protección?, ¿usar condón? nada de eso. En ese momento solo hay tiempo para sexo.
Comenzaron a unir sus cuerpos hasta que se hicieron uno.
Mientras el esperma fecundaba al óvulo la noche pasó,
y al verse amanecidos juntos bajo sabana
un poco de temor los invadía pero su mente decía:
?No estuvo mal has lo que se te da la gana?.
Mientras jajaja el diablo se carcajeaba.
El novio como muestra de buen gesto el desayuno preparaba.
La niña con un poco de dolor se bañaba.
Sentimientos de remordimientos, pensamientos
de las enseñanzas de papá y mamá cruzaban por su mente en esos momentos.
Con tal que la pareja decidió creer que ya no eran niños sino hombre y mujer
y que ponerse contentos era lo que había que hacer.
CORO
Sin embargo en el vientre el milagro de la vida se hacia presente.
Un hermoso niño se formaba sin darse cuenta de lo que afuera pasaba.
Un mes ya había pasado. Para entonces 3 o 4 veces ya habían fornicado,
pero a la niña mujer no le había bajado.
Sospechas, intranquilidad, con tal que la pareja decidió investigar.
La pareja frente del anaquel con diversas pruebas de embarazo.
El novio con un dedazo apuntó a la mas barata,
la niña insensata, esa se llevó y la prueba negativa resultó.
Paz y tranquilidad por un momento.
El novio le decía ?te lo dije no hay problema?
La mujer le contestaba ?es que hay algo que siento?.
El novio le decía ?tranquila que yo estoy contigo en esto?.
Otros 3 meses pasaron hasta que los pantalones simplemente ¡ya no ajustaron!
La niña desesperada fue con su novio y le dijo ?sabes que ¡estoy embarazada!?
El novio furioso contestó ¡Perra con quien te has estado acostando!
?Tu sabes que solo contigo?
¿Cómo? ¡si la prueba de embarazo dio resultado negativo!
?No lo sé pero ¿que vamos hacer??
¡Lo que vamos a hacer Perra es que ya no te quiero volver a ver!
CORO
Una niña desesperada, por sus amigas mal aconsejada.
Diciéndole mate a su bebe, que investigue en internet
la pastilla abortiva para que lo haga cuanto antes y no eche a perder su vida.
En el vientre el embrión está bastante sano,
no sabe que la niña ¡ya tiene la pastilla en la mano!
La niña encerrada en el baño
se mete la pastilla y el embrión empieza a sentir el daño.
La niña llorando, imaginando a su bebé diciéndole:
?!Por favor no me mates, quiero vivir, quiero saber lo que es respirar el aire,
para por favor antes de que sea demasiado tarde!?
Para entonces ¡ya era mucho el sangrado!
La niña está al borde del desmayo.
El bebe se retuerce hasta que es desintegrado.
La niña arrepentida voltea a ver el escusado
y ve a su hijo despedazado.
La niña con el corazón destrozado,
va a la cocina y se entierra un cuchillo en el costado.
?Ahh Marto párale ya con esta cruel historia?
Precisamente lo que quiero es que se te quede bien grabada en la memoria.
Si crees que estoy juzgando o hablando por hablar.
No nos hagamos todos hemos sabido de algún caso similar.
No seas insensato, el aborto por donde lo veas es asesinato.
Criticas he recibido por esta canción,
pero si logro salvar la vida de un bebé valdrá la pena cualquier tipo de agresión,
pues un bebe es una bendición y no tiene la culpa de tu cochino pecado de fornicación.
Sin embargo esta historia tiene un buen final. Los papas de la niña llegaron antes de que la herida
fuera fatal. La niña se arrepintió, Dios la perdonó. Ya tiene dos hijos pues ya incluso se casó. Sin
embargo su novio de aquel entonces jamás se arrepintió. Muchas veces de Jesús se le habló pero
jamás lo acepto, y un día saliendo de una fiesta con una nueva chamaquita camino hacia un motel se
estampó y la vida perdió.