Letra Y se amaron dos caballos.... de Maria Del Monte

Etiquetas:
Letra de canción
Español
Enviar a un amigo |


Otras canciones de Maria Del Monte

Song Scroller

Visitar letra | Letras de canciones
 
Color de fondo


Color de la letra

Copia este código y pégalo en tu blog o web para mostrar el song-scroller de Album Cancion y Letra

Califica la calidad de esta letra
Espere un momento...
Puntaje: 3,67/5. Total votos: 3

1.
Y se amaron dos caballos, mire usted que maravilla,
Mire usted que maravilla, en la plaza de la mancha en el patio de cuadrillas,
se enamoró mi caballo de una yegua de Castilla.
Ella lo vió torear y se puso muy coqueta, al sentirlo relinchar, porque comprendió que era distinto de los demás.
Del pesebre se soltaron cuando nadie los veía y en la cuadra se besaron, al campo se me escaparon al terminar la corria.

2.
Del mirador de una viña le grite como un consejo,
le grite como un consejo, dejala caballo mio, ya no puedes galopar, tus amores con la yegua, te va a costar una corná.
Contestó con un relicho, galopando me decia eso ya no puede ser, dime que es lo que tu harías si te gusta una mujer.
Y se amaron dos caballos, con la yegua de Castilla yo lo tuve que dejar, que corrieran por el campo y en completa libertad.

3.
Y hubo un romance de feria con las crines de colores,
con las crines de colores, huno un romance de feria con las crines de colores, la musica fue un relincho, de esos relincho de amores.
Por los campos de Castilla, luna de miel desbocda, luna de miel desbocada. Mi caballo con la yegua entre viñas se besaban.
Y nació un potro a la sano, con un lucero enlunado, con un lucero enlunado, carzada las cuatro patas y el ocico aceitunado.
Tomado de AlbumCancionYLetra.com
4.
Y el hijo de aquel romance lleno de sangre torera, lleno de sangre torera, el hijo de aquel romance lleno de sangre torera vio que pedia las llaves una lazana lucera, tenia su mismo pelo, la misma sangre en sus venas, la misma sangre en sus venas, el respeto a su familia y la cortejó en la arena.
Se le acercó otro caballo, a la yegua cartujana, a la yegua cartujana y como no era torero no lo quisó para su hermana